LISTADO DE PICOS

miércoles, 14 de septiembre de 2011

Los 9 de Argualas-Infiernos

No es el título de un comic ni de una serie de acción, es el recorrido que realizamos este pasado domingo ascendiendo a las siguientes cimas del Macizo Argualas-Infiernos:
  • Infierno Occidental 3.073 m.
  • Infierno Central 3.082 m.
  • Infierno Oriental 3.076 m.
  • Pico Arnales 3.002 m.
  • Aguja de Pondiellos 3.011 m.
  • Garmo Negro 3.051 m.
  • Algas Norte 3.032 m.
  • Algas 3.036 m.
  • Argualas 3.046 m.
__________________________________________________________________________________

11 de septiembre de 2011,

   Hoy había quedado con Carlos para subir a los Infiernos por la sencilla arista suroeste pues es una ruta que no conocíamos y sorprendentemente poco masificada y que descubrimos gracias a Daniel Mur. De paso, si las fuerzas y la climatología aguantaban, queríamos subir también al Arnales y la Aguja de Pondiellos.

   Finalmente alargaríamos un poco la ruta y, para nuestra propia sorpresa, conseguiríamos finalizar todos los tresmiles hasta el Argualas.

   Salimos a las 07:15 desde el Balneario de Panticosa (1.636 m.). El día ya acorta bastante, así que caminamos aprovechando el frescor de las primeras luces de la mañana. Subimos por la ruta normal de las Mallatas  hacia el Collado de Pondiellos (2.809 m.). Avanzamos a buen ritmo, sin descanso pero sin asfixiarnos. En unas dos horas llegamos al mencionado collado y ya vemos frente a nosotros la mole de los Infiernos.

   Bajamos ahora hasta la orilla de los Ibones de Pondiellos y los iremos bordeando hasta alcanzar el último de los ibones que es un pequeño lago a partir del cual comienza el desagüe del barranco que se precipita hacia Sallent de Gállego. Desde aquí se remonta por una ladera herbosa que sin grandes complicaciones nos permite encaramarnos hasta el filo de la arista que cae justo hacia la “Gran Marmolera” en la vertiente de Sallent de Gállego.

   Durante el ascenso disfutaremos de las magníficas vistas a nuestra izquierda de la mencionada marmolera, con su característica roca metamórfica gris-blanquecina. Vemos también un grupo de montañeros que caminan justo en la intersección de la roca blanca con la marrón, por la parte superior de la marmolera, por lo que constituye la ruta normal de ascenso desde el Collado del Infierno. En la parte superior, cerca ya de la cima del Infierno Occidental confluimos precisamente con esa ruta.

   Con una fácil trepada llegamos a la cima del Occidental donde paramos solo unos minutos pues sopla un viento muy frío. A continuación atravesamos la arista de la otra marmolera hacia la Cima del Infierno Central y después bajamos hacia la brecha que lo separa del Infierno Oriental, ascendiendo también a esta tercera cima.

   Para bajar de los Infiernos usaremos la ruta normal junto a la canal por la cara sur. Caminaremos junto a la canal que separa las cimas Oriental y  Central. Dejamos la canal a nuestra izquierda bajando. Es una bajada bastante empinada donde hay que ir con atención para no resbalar pues la roca está algo descompuesta. No es difícil pero hay que tomárselo con calma e ir siguiendo los hitos que nos marcan el mejor camino entre las pequeñas terrazas, haciendo zig-zags. También hay que tener mucho cuidado con las piedras que puedan caer si camina gente por encima de nosotros. El casco es más que recomendable.

   Una vez llegamos a la base de la canal giramos a la izquierda y hacemos una diagonal por la pedrera para ir ascendiendo hacia el collado entre el Infierno Oriental y el Arnales. Una vez alcanzamos dicho collado trepamos por el rocoso tramo de cresta que nos separa de nuestra cuarta cima del día, el Arnales. Desde el Infierno Oriental puede bajarse directamente desde la cresta para alcanzar más rápidamente al Arnales pero normalmente se monta un rápel por seguridad y nosotros no tenemos cuerda.

   Hacemos unas fotos y bajamos del Arnales para dirigirnos ahora hacia el Collado de Saretas donde descansamos un poco y observamos con detenimiento la canal de ascenso a la Aguja de Pondiellos. Parece empinada pero luego resultó más fácil de lo esperado.

   Para llegar a la canal volvemos al Collado de Pondiellos y remontamos un tramo descompuesto de rocas para alcanzar el comienzo de la evidente canal. Se sube bien pues tampoco es muy vertical y además está bastante encajonada con lo cual no hay sensación de patio.

   La canal sube con tendencia hacia la izquierda por lo que al llegar arriba veremos la imponente y aguda cima de la Aguja de Pondiellos justo a nuestra derecha. Ahora caminaremos con cuidado, sin subir a la cresta en ningún momento, buscando los pasos más fáciles. Vamos ganando altura poco a poco y un poco antes de la cima nos encaramamos a la parte superior para ganar la cima.

   Observamos desde aquí la aparente “pared” que hay que remontar para pasar al Garmo Negro. La visión es un poco “acongojante” por su aparente verticalidad. No obstante, confiados en el acertado criterio de los Kroketas que no la catalogan más allá del grado I+ decidimos bajar al estrecho collado que separa la Aguja del Garmo Negro para inspeccionar de cerca la subida.

   Vemos que efectivamente no es tan vertical como parecía y que tiene buenos agarres e incluso pequeñas terrazas que permiten descansar. Así que nos decidimos y comenzamos a subir. Antes de lo pensado ya estamos en la parte final. No hay que llegar hasta la misma cresta sino que nos desviamos brevemente a la izquierda por trazas de un pequeño sendero. Después hay que trepar un pequeño canalillo que ya nos saca a la cresta y así alcanzar enseguida la cima del Garmo Negro.

   Encontramos a una montañera con un perro que se extraña de vernos aparecer por ese lado. Esta subida parece que nos ha recargado las pilas y como vamos muy bien de tiempo decidimos intentar las otras tres cimas que nos quedan sin dudarlo. Descansamos y charlamos un rato en la cima y después bajamos decididos por la ruta normal hasta el collado que nos separa de la cresta de los Algas.

   Desde el collado subimos por un marcado sendero hasta la cima del Algas Norte. Una breve parada y continuamos por la cresta hasta la cima del Algas. Ya solo nos queda continuar la cresta hasta el Argualas. Bajamos a la parte izquierda en las partes más descompuestas y comprometidas de la cresta para evitar riesgos, por la parte del interior del circo, y pronto nos encaramamos al paso que nos lleva a la vertiente opuesta, orientación sur, para subir al Argualas.

   Llegamos a la cima muy contentos y sorprendentemente poco cansados. Será la adrenalina. Son las dos de la tarde y todo el mundo está bajando, ya no queda nadie en la normalmente concurrida cima del Garmo Negro que tenemos enfrente. Estamos un rato disfrutando de la soledad, comiendo y contemplando el paisaje.

   Ya “solo” nos queda la penosa bajada por el océano de pedruscos hasta alcanzar la Mallata Alta donde la senda de tierra se agradece pues ya se van notando las piernas cargadas y los pies un poco machacados. Llegamos sobre las 16:30 al coche, muy contentos por lo que ha dado el día de sí.

  • Desnivel + acumulado: 2.150 m.
  • Horario total: 9 h. 25 min..
  • Distancia recorrida: 14,5  km.


Llegando al Collado de Pondiellos


Comenzamos a subir hacia el Infierno Occidental por su vertiente suroeste


En la arista suroeste, que no ofrece apenas dificultades


Vistas hacia Tebarray y Balaitus-Frondiellas desde la cima del Infierno Occidental


Cruzando la marmolera hacia el Infierno Central


Bajando de los Infiernos por la ruta normal junto a la canal sur


Carlos llega al Collado del Arnales


En la cima del Arnales

Canal y recorrido aproximado de subida a la Aguja de Pondiellos


Subiendo la canal de la Aguja de Pondiellos


Recorrido aproximado de la aparente "pared" que nos llevará al Garmo Negro


Carlos saliendo a la cresta cerca de la cima del Garmo Negro


Cima del Garmo Negro. Ahora nos vamos hacia la cresta Algas-Argualas


Cima del Algas con el Argualas detrás


Llegando a la última cima del día, el Argualas


Track en Google


+Fotos                                     Track

Leer más...

martes, 13 de septiembre de 2011

Pico Lecherín o de la Garganta de Borau (2.567 m.)


10 de septiembre de 2011,

   Iniciamos la ruta desde el aparcamiento de Saleras-Rigüelo (1.490 m.). Para ello, desde Jaca nos dirigimos a la población de Aísa y a poco más de un km. pasado el pueblo hay una pista asfaltada a mano derecha que en unos 9 km. nos lleva hasta el mencionado aparcamiento donde una valla metálica nos impide el paso en coche.

   Desde la valla caminamos por un corto tramo de pista que asciende hasta los llanos de Napazal, en las proximidades del refugio de Saleras (queda medio oculto a mano izquierda). Abandonamos la pista enseguida por una senda a la derecha que baja a cruzar el riachuelo y comenzamos la subida por la ruta normal que, hacia el norte, se dirige al Pico Aspe.

   A los diez minutos escasos abandonamos el camino que sube hacia el Aspe y nos desviamos por una de las sendas a mano derecha que enfilan hacia los Mallos de Lecherín, que se divisan al fondo y al frente. A su izquierda se ve también el Pico Lecherín, nuestro objetivo. El primer tramo de senda coincide con el GR11 que se dirige hacia el Collado de la Magdalena.

   Al cabo de 15 o 20 minutos abandonamos el GR11 que gira hacia la derecha y nosotros seguimos rectos, siempre con los Mallos de Lecherín enfrente. Pronto la senda se va perdiendo y tendremos que caminar un poco por intuición. Es mejor no remontar la inclinada ladera pedregosa que cae desde el Pico Rigüelo porque es muy incomoda para caminar. En su lugar iremos por la parte baja como si fuésemos hacia el comienzo de la Garganta de Aísa.

   No entraremos en dicha Garganta sino que giraremos hacia nuestra derecha para ir remontando una pendiente herbosa, donde van apareciendo algunos hitos, directos hacia los Mallos de Lecherín. Después iremos poniendo rumbo hacia el Collado entre los Mallos de Lecherín y el Pico Lecherín (2.370 m.), salvando un último tramo pedregoso de mayor pendiente que nos deja en el collado.

   Elena decide quedarse descansando mientras subo al Pico Lecherín, que constituye la cota más elevada de la Muralla de Borau.

   Había leído en algunas reseñas que la canal utilizada habitualmente y que sube directa entre las dos cimas de las que consta el Pico tiene alguna dificultad, sobre todo el tramo donde hay un bloque empotrado. En cambio tenía entendido que hay otra canal más sencilla a la derecha de la anterior. Así pues me dirijo a la base de esa segunda canal más sencilla. Es una canal corta, que permite salvar una zona de rocas de color blanquecino y que desemboca en una amplia faja herbosa, justo donde terminan las rocas blancas.

   La trepada no me pareció complicada. Las personas habituadas a las trepadas y sin mucho vértigo no tendrán problema en superarla. Una vez alcanzada la zona herbosa continúo a mano derecha ganando altura, siempre por la faja herbosa y cuidando de no resbalar, como si fuese rodeando el Pico Lecherín. Al llegar a la vertiente norte, donde los precipicios caen hacia el ibón de Tortiellas, remonto con una fácil trepada los últimos obstáculos para alcanzar la cresta del pico.

   Ahora recorro la parte superior, paso por la primera cima, bajo a la pequeña brecha donde desemboca la otra canal de ascenso que comentaba antes y subo a la cima principal donde hay un buzón en forma de casa metálica. Contemplo un rato las vistas. Hacia el norte Candanchú y la zona de Rioseta con un vertiginoso abismo hacia Tortiellas, hacia el oeste el Aspe, al este despunta Collarada y el Valle colgado de Ip y al sur los Mallos de Lecherín.

   Desciendo por el mismo sitio, teniendo cuidado en el destrepe de la canal final pues siempre es más delicado bajar que subir. Me reúno con Elena en el collado y decidimos hacer una ruta semicircular bajando por laderas un poco incomodas hasta llegar al refugio militar López Huici (1.993 m.), rodeando los Mallos de Lecherín y el Pico Rigüelo. Desde allí, un corto tramo de pista nos lleva al collado de la Magdalena (2.043 m.) donde enlazamos con el GR11 que nos conducirá por una senda que baja junto a un barranco hasta confluir con el camino de subida.

  • Desnivel + acumulado: 1.100 m.
  • Horario total: 5 h. 15 min..
  • Distancia recorrida: 11  km.


La Garganta de Aísa. Nosotros continuamos hacia la derecha


Llegando al collado de los Lecherines


Altivos Mallos de Lecherín


Canal y recorrido utilizado para ascender y descender


Vistas hacia el ibón seco de Tortiellas y Rioseta


Buzón de cima


Refugio López Huici


De regreso, cerca de la confluencia con la senda que sube al Aspe


Track en google


+Fotos                                 Track



Leer más...

domingo, 4 de septiembre de 2011

Picos Anéou (2.364 m.), Peña Blanca (2.365 m.) y Canal Roya (2.345 m.)


28 de agosto de 2011,

   Hoy realizaremos una sencilla circular desde el Portalet pero con estupendas vistas. Subiremos al Pico Anéou justo desde la misma frontera y después caminaremos por el cordal fronterizo enlazando los Picos de Peña Blanca y Canal Roya para bajar después por el fondo del Valle del Circo de Anéou.

   Estas cumbres, que solemos realizar habitualmente en invierno con esquís o raquetas, no las había subido nunca en verano (ascensión Canal Roya-Peña Blanca con esquís). Caminando por las alturas podremos contemplar en todo momento y a vista de pájaro el Valle de la Canal Roya con la imponente cara norte del Anayet emergiendo en el paraje de la Rinconada en el lado español y el Midi d’Ossau enclavado sobre el verde valle del Circo de Anéou por la vertiente francesa.

   Caminar por el cordal es bastante sencillo, solo hay que apoyar las manos en contadas ocasiones. No hay que hacer ninguna trepada ni existen pasos complicados con lo cual cualquiera habituado a caminar por la montaña no debería encontrar dificultad.

   Salimos del parking que hay en el lado izquierdo nada más pasar la frontera y subimos por una de las sendas que se dirigen hacia el Oeste-Noroeste. A ratos caminamos por los prados directamente hasta enlazar con la subida normal al Cuyalaret (ascensión Cuyalaret-Gralleras con esquís).

   Cuando ya hemos caminado más de media hora veremos un collado al fondo entre los picos Cuyalaret (izquierda) y  Anéou (derecha). Nos dirigimos hacia ese collado. Cuando lo alcanzamos ya podremos disfrutar de las vistas del Anayet y el Valle de Canal Roya justo al otro lado del collado. En dirección al Valle de Canfranc (suroeste) se divisa el Aspe y las cumbres próximas al mismo.

   Descansamos un poco y emprendemos la marcha. Desde el mismo collado subimos por una especie de canal herbosa muy ancha a la cima del Pico Anéou. Es una pendiente fuerte pero se sube sin problemas y en diez minutos escasos ya se llega arriba. Justo al llegar a la cima hay un pequeño zócalo rocoso al cual nos encaramamos para llegar al hito cimero. Desde aquí vemos al oeste todo el cordal fronterizo por el que caminaremos la próxima hora.

   Abandonamos la cumbre y comenzamos a caminar por la divisoria fronteriza. Pasaremos primero por Peña Blanca, después por una cima sin nombre de altura un poco inferior a Peña Blanca y por último nos dirigiremos hacia el Pico Canal Roya pasando por algún pequeño montículo intermedio.

   Las vistas durante todo el trayecto son muy buenas como ya he comentado. Caminar por el cordal es agradable y se goza de una agradable brisa. Vemos un grupo de Sarrios por las laderas de Peña Blanca y numerosas aves que vuelan a nuestra altura.

   Comemos algo en Canal Roya mientras charlamos con otros excursionistas y luego bajamos por la ruta normal por la parte baja del Valle de Anéou hasta el aparcamiento.

  • Desnivel + acumulado: 778 m.
  • Horario total: 4 h. 15 min..
  • Distancia recorrida: 9,7 km.



 Subiendo hacia el collado del Anéou. El Portalet queda al fondo


Cerca de la cumbre del Anéou. La Rinconada y el Anayet al fondo


 Camino de Peña Blanca con el Midi detrás


 Pène de la Glère y el Midi


 El resto del cordal desde Peña Blanca


 Peña Blanca y Anéou, de donde venimos


Seguimos, con el Valle de la Canal Roya a nuestra izda.


 Otro vistazo a las cimas que hemos recorrido


Track en google


+Fotos                                                     Track
Leer más...

jueves, 1 de septiembre de 2011

BTT Panticosa-La Partacua-Collado Pacino (circular)


27 de agosto de 2011,

   Bonita y recomendable ruta circular que transcurre por las faldas de la Sierra de la Partacua con fenomenales vistas. Rodaremos en su mayor parte por pistas en buen estado, algún pequeño tramo de carretera y alguno de senda. Debemos advertir que la ascensión al Collado de Pacino debe realizarse casi íntegramente a pie, empujando la bici casi 200 m. de desnivel, lo cual puede resultar poco ortodoxo para quién solo quiera un paseo sin complicaciones, aunque ese tramo es evitable acortando la excursión como detallo posteriormente.

   Salgo de las piscinas de Panticosa (1.215 m.) y realizo un corto tramo de carretera hasta la vecina localidad de Escarrilla. Aquí me desvío por la estrecha carretera que sube hacia Sandiniés. Las primeras rampas son fuertes pero pronto se suavizan.

   Desde Sandiniés recorro otro pequeño trecho de carretera hasta Tramacastilla. Atravieso parte del pueblo para buscar la pista de tierra que me conducirá hasta Piedrafita de Jaca donde me desviaré por el camino asfaltado que sube hacia el Parque Faunístico de Lacuniacha. Una vez allí, el asfalto se convierte en la pista, restringida a vehículos a motor,  que iremos remontando hacia la Sierra de la Partacua, 

   Hago una breve parada en el Ibón de Piedrafita (1.600 m.), que está a escasos metros de la pista. Después continúo pedaleando por pendientes muy suaves elevándonos progresivamente siempre con la Sierra de la Partacua a nuestra izquierda y con magníficas vistas a derecha e izquierda. Si además el día es soleado y fresco como hoy, la combinación es ideal. 

   A la altura de Peña Retona, a una cota de unos 1.780 metros, la pista gira casi 180º y comenzamos un suave descenso hacia el Ibón de Tramacastilla, con sus llamativas aguas color turquesa. Llegamos a la confluencia con la otra pista que sube desde Tramacastilla. En este punto, quién quiera acortar la excursión podría regresar por esta pista dejándose llevar, siempre en descenso, y por buena pista hacia la localidad de Tramacastilla o Sandiniés. Ya de por sí sería una excursión que merece la pena, sin grandes desniveles y en un marco natural inmejorable.

  Yo, que quiero mortificarme un poco ;-) seguiré en dirección contraria, hacia mi izquierda, y bajaré en busca del embalse de Escarra, que en este punto está todavía oculto a la vista. Descendemos un kilómetro escaso hacia el riachuelo de Escarra y enseguida nos desviamos a la derecha por una pista antigua, en mal estado, que sube ligeramente. Pronto divisaremos el embalse de Escarra y la Punta del Pacino al fondo, por cuyas proximidades luego pasaremos.

   Recorremos el embalse por su margen derecha hasta llegar a la presa. Una vez cruzada la presa (1.640 m.) toca desmontarse y subir a pie, con calma, en dirección al Collado del Pacino.  En algún tramo, cuando la pendiente es más suave, es factible subir sobre la bici pero son tramos cortos.

   Una vez llegamos al Collado (1.823m.) hacemos parada casi obligatoria para disfrutar del paisaje hacia el Valle de Tena, con las localidades de Sallent y Formigal justo abajo, y todas las grandes cumbres del Valle como telón de fondo. Una vez he comido algo, bajo el sillín de la bici un poco y comienzo el descenso. El sendero está bien pero hay que ir con cuidado porque sube gente andando y no se trata de asustar ni molestar a nadie.

   Enseguida se llega abajo y la senda se convierte en pista que después desemboca en la carretera de Formigal. Desciendo un tramo por la carretera desviándome hacia Sallent de Gállego pero antes de llegar a esta localidad me desvío por el Camino Natural del Embalse de Lanuza, reciente recorrido habilitado para pasear por la margen derecha del citado embalse. De esta forma la ruta es todavía más agradable, evitando tramos de carretera. 

   Alcanzada la presa de Lanuza, la cruzo y regreso a Panticosa por la pista de tierra que une las localidades de Lanuza y Panticosa.

  • Desnivel + acumulado: 1.120 m.
  • Horario total: 4 h. 15 min..
  • Distancia recorrida: 45 km.
  • IBP Index (índice dificultad): 88 AB


Peña Telera desde el punto de salida en Panticosa


Ibón de Piedrafita


Pista en muy buen estado que nos acerca a la Partacua


Ya nos alejamos de la Partacua rumbo al embalse de Escarra


Embalse de Escarra con el Pacino en la parte izquierda


El tramo desde la presa hasta el collado se hace prácticamente a pie


Sallent de Gállego


Embalse de Lanuza, con el caudal un poco menguado

Track en Google


+Fotos                        Track


Leer más...